jueves, 16 de julio de 2015

La Comisión Central de Deontología: Hombres y maduros


Se acaba de formar la nueva Comisión Central de Deontología. Sus funciones son muy importantes y sus informes y doctrinas tienen una gran influencia en el resto del colectivo de médicos y médicas de todo el estado.

Por eso me permito llamar la atención sobre dos datos:
  • De los doce miembros solo uno es mujer.
  • La edad media de la Comisión está en torno a los 65 años.

Cierto es que individualmente todos presentan un perfil idóneo para formar parte de la Comisión pero como grupo, me temo, están lejos de dar una respuesta acorde al perfil actual del colectivo

Los retos deontológicos de la profesión, donde las mujeres son ya mayoría y donde la voz y la visión de la juventud es la visión del futuro de la profesión, pasan por adecuarse a nuevos escenarios donde las realidades sociales y las nuevas tecnologías van a ser cambiantes día a día.

Sugiero una reflexión sobre si la composición de sus miembros, y en consecuencia la forma de elección actual, no debería contemplar esa realidad, donde los profesionales jóvenes y las compañeras no estuvieran representadas con un poco más de enjundia que en la situación actual.

Pero también una llamada al compromiso. No se puede ser elegido si no se participa. Por tanto las compañeras y los médicos jóvenes deben dar un paso al frente y sumarse a participar en estos, y en otros temas, de la profesión

1 comentario:

marian jimenez de aldasoro dijo...

Querido Rafa:

No es cuestión de dar pasos adelante- que también- sino que cambie la preferencia del que decide.
Entre los 70 candidatos SI había mujeres( al menos dos ) desconozco el número de jóvenes pero bien se nos podía incluir a ambas en las dos categorías: mujeres y jovenes( teniendo en cuanta que ,ya que se supone e es preciso, necesario, prudente y adecuado tener una formación previa la juventud es relativa...)
No es tanto un problema de dar un paso y presentarse sino que aquellos ue tienen la decisión en sus manos apuesten por los candidatos de este perfil.Realmente lo importante , lejos del sexo de cada uno, debería ser la formación y las ganas de trabajar.Tampoco me gustaría ser "candidata cuota"...aunque llama poderosamente la atención la proporción de la composición de la misma que no se corresponde con la proporción de mujeres en la profesión.
En cal quiero caso la decisión no esta en nuestro tejado.Un abrazo.